sábado, 28 de enero de 2012

Capítulo 4

Ringo:   (Tn y apellido), estos meses que hemos estado juntos han sido los   mejores de mi vida, me has hecho uno de os hombres más felices del   mundo, hemos pasado buenos momentos  juntos, otros malos. Yo te amo más   que a mi vida, eres la mujer perfecta que jamás hubiera soñado   encontrar. ¿Querrías hacerme el hombre más feliz del mundo, más incluso   de lo que lo soy ahora si es posible casándote conmigo? - dije eso   último mientras le mostraba el precioso anillo que había comprado para   ella. 
*Narración normal* 
Mi  corazón se paró y yo me quedé de piedra. No daba movido ni un músculo y  no daba articulado palabra. Ringo Starr, un Beatle, un chico perfecto,  mi novio durante varios meses, me estaba pidiendo matrimonio. Seguro que  era un sueño, no podía ser verdad. Moví mi mano lentamente y me  pellizqué, me dolió, así que no era un sueño. Iba a decir algo cuando  alguien abrió la puerta, tanto Ringo como yo nos giramos y nos quedamos  viendo como Paul, María, John, Candela, George y Mary entraban en la  habitación cargados de maletas y seguidos por el que debía ser Brian. 
Ringo: chicos!? 
John: Ringo! que tal? cuanto tiempo! que haces agachado? 
Ringo se dio cuenta de que los dos nos habíamos quedado inmóviles y se levantó guardándose el precioso anillo en el bolsillo. 
Ringo: nada John, solo estaba atándome el cordón de los zapatos 
John: ah 
Ringo: y como es que habeis llegado tan pronto? 
Paul: pues mira, Brian queria que viniesemos a vigilarte 
George: en realidad solo quería que lo hiciera yo 
Paul: pero al final no confió en nosotros y vino él también 
Brian: Ringo, ella es (tn)? 
Ringo: claro! 
Me cogió de la mano lentamente y me ayudó a levantarme. 
Ringo: Brian, te presento a (tn), (tn) él es Brian, nuestro manager  
(Tn): es un placer Brian :) 
Brian: lo mismo digo 
Nos  dimos la mano cordialmente y después los chicos dejaron sus maletas en  otras habitaciones. Cada uno compartiría habitación con su novia, así  nadie molestaría a nadie.  
Después  de una hora los chicos se fueron a dar una vuelta. Yo no tenía muchas  ganas así que no fui y Ringo se quedó a hacerme compañía. 
Me senté en la cama y miré a Ringo. Él sonrió y se acercó a mi, se sentó a mi lado y yo apoyé la cabeza en su hombro. 
Ringo: (tn).... aún no has respondido... a... bueno ya sabes... 
Se volvió a arrodillar delante de mí, sacó el anillo de su bolsillo y lo puso delante  de mi. 
Ringo: Quieres casarte conmigo? 
(Tn):  yo... SI! CLAROO!! 
Puso  el anillo en mi dedo y se levantó, me cogió en el colo y me empezó a dar vueltas en el aire. Nos sonreímos y me bajó. Nos besamos. No sé si durante segundos o minutos, quizá fue mucho tiempo o quizá poco, no lo sé. Cuando nos separamos me apoye en su pecho y le abracé muy fuerte. Me acarició el pelo y me dio un beso en la frente. 
Ringo: te amo preciosa 
(Tn): y yo a ti, eres el mejor, lo mejor que me ha pasado, lo que más me importa 
Ringo: :) 
Nos quedamos así un rato más y después nos fuimos a sentar en el suelo, en la alfombra roja que había enfrente de la televisión. Cogió mi mano y la besó. Luego el dedo en el que tenía el anillo, luego los demás y después fue subiendo por el brazo, llegó a mi cuello y le dio un beso mientras me acariciaba la cara.  
Ringo: me gusta estar aquí solo contigo, somos una pequeña familia en formación jaja 
(Tn): puede ser :) 
Ringo: por un momento creí que ibas a decir que no 
(Tn): por un momento creí que me iba a dar un infarto jaja, no me esperaba eso, nunca creí que esto fuera posible, ya sabes, un famoso y yo... jaja 
Ringo: nunca creí que conocería a la chica de mis sueños el día menos inesperado, porque desde luego no me esperaba verte en mi puerta, como amiga de Paul, con pasteles y todo, y después... bueno, fuesemos novios y luego pasase todo lo que pasó, eres lo mejor de mi vida :) 
(Tn): :D 
Encendimos la televisión y se apoyó en mis piernas. Le acaricié el pelo mientras le daba besos en la mano, en todos los anillos que tenía. EL se reía y yo adoraba que el se riese. Después se movió y yo me quedé sobre sus piernas. Me acarició el pelo y lo enredó entre sus dedos. Yo solo sonreía y le miraba tiernamente, ninguno de los dos miraba la televisión, solo nos veíamos a nosotros mismo, uno a otro, después me besó la cabeza y yo le miré.
(Tn): me gustan tus ojos, son azules como el mar, el cielo.. 
Ringo:  jaja, lo sé, pero gracias por fijarte, a mi me gusta tu pelo, es muy suave :) 
(Tn): gracias, lo cuido mucho :D 
Me levanté  y me senté enfrente de él. Cogí sus manos entre las mías y miré cada uno de sus anillos. 
(Tn): significan algo? 
Ringo: los anillos? 
(Tn): sí 
Ringo: no, me gustan los anillos y me quedan bien :D 
(Tn):  y la pulsera dorada que llevas? 
Ringo: me la regaló mi madre cuando cumplí 21 años, pone "Feliz 21 cumpleaños, Ritchie, te quiere Mamá" 
(Tn): que bonito :D 
Ringo: lo sé! jaja, pero tu eres más bonita :)  eres mi chica, la única a la que quiero  
(Tn): :D 
Me acercó a él y me apoyé en su cuerpo. Después de unos minutos me quedé dormida mientras el me hablaba, aunque la verdad era que lo hacía para dormirme, sabía que estaba cansada, pero no quería separarme de él. Me cogió en brazos y me dejó en la cama, se cambió y se tumbó a mi lado, me sostuvo entre sus brazos y se quedó dormido.


 Espero que os guste el capítulo, es especial jaja :D Saludos :D acepto consejos o sugerencias para el fanfic :D

domingo, 22 de enero de 2012

Capítulo 3 - I want to hold your hand

Salí  de allí secándome las lágrimas, pensaba arreglar las cosas con (tn).  Cogí mi coche, puse la maleta en la parte de atrás y me senté al  volante. Me puse el cinturón y arranqué. Me dirigí al aeropuerto y  aparqué en uno de los sitios libres. Cuando llegué mi movil sonó, lo  cogí y era George. 
George:  Ringo ya tienes el vuelo reservado, es a tu verdadero nombre, acuerdate  de disfrazarte para que nadie te reconozca, eso último es parte de  Brian, en unos días nos vemos, suerte amigo 
Ringo: gracias George, muchas gracias 
Colgué  y me dirigí hacia el mostrador. Me dieron mi billete y me senté a  esperar a que saliera el vuelo. Una hora después estaba sentado en el  avión.  

*Narración normal* 
Era  un día lluvioso por lo que decidí no salir. Había pasado una semana y  dos días allí, ya había visto muchas cosas. Pronto me iría a Liverpool  otra vez, no quería gastar todo el dinero. Estaba sentada en el alfeizar  de la ventana leyendo un libro. 
Pasé  el día en el hotel, sin hacer muchas cosas interesantes. Eran las siete  de la tarde y estaba viendo la televisión. En las noticias salían los  Beatles. Habían dado unos conciertos en Inglaterra y estaban poniendo  una entrevista que les habían hecho. Los conciertos los había visto en  directo, habían sido muy buenos, habían tocado genial y no pude contener  las ganas de bailar y cantar. En la entrevista les preguntaron a los  chicos que tipo de chica les gustaban. 
John: mi novia 
Paul: las dulces, divertidas e inteligentes
Como María. 
George:  la novia de John! - John le da un golpe en el hombro - es broma!! mi  novia, me gusta mi novia y nadie más! Te quiero cielo!! - guiña un ojo 
Periodista: y a ti Ringo? 
Ringo:  pues... las chicas que tienen algo especial, que te llaman la atención  desde la primera vez que las ves, inteligentes pero divertidas... había  una chica en mi vida, la conocí hace tiempo, ella era así, pero la  fastidié y ahora ella no me quiere 
Me quedé de piedra... ¿Se referiría a mi? No... no podía ser.... pero... yo era así, como él me había descrito... 
En  ese momento llamaron a la puerta. No sabía quien podía ser, no esperaba  visitas. Me levanté, me puse las zapatillas y me acerqué a la puerta.  La abrí y me quedé quieta. Unos ojos azules un poco rojos de llorar me  miraban y levantó una mano en la que llevaba un gran ramo de rosas.  
Ringo: (Tn).... lo siento, se lo que pasó y te tengo que explicar la verdad, cuando la sepas entenderás todo 
(Tn): Ringo, te vi en la tele... vi la entrevista... ¿te referías a mi? 
Ringo: la entrevista... dejame pensar... ah ya se! sí, eras tu, esa chica perfecta, pero con la que cagué todo... 
(Tn): Ringo... nunca nadie hizo nada así por mi, eres increíble, pero esa chica... 
Ringo:  esa chica era mi amiga Kelly, la conozco desde hace mucho, siento  haberte mentido, nunca lo debería haber hecho, pero es que tenía algo  muy importante que hacer, y no podía esperar... 
(Tn): no te entiendo...  
Ringo: te lo explicaré todo, pero, puedo pasar? 
(Tn): claro 
Ringo  pasó y nos sentamos en el suelo. Puso su mano en mi mejilla y luego la  acarició lentamente. Me acarició el pelo y sus ojos miraban los míos. 
Ringo: no sabes lo mucho que he sufrido, si me he esforzado en esa gira  fue por los chicos, la verdad es que no tenía ganas de nada, solo quería  venir a verte, a pedirte perdón, te eché tanto de menos que no se puede  medir, no puedes imaginarte las ganas que tenía de volver a ver esos  ojos, de tocar esas suaves mejillas... 
(Tn): yo también te he echado de menos, los días aquí eran eternos, sola, sin esos preciosos ojos azules mirándome continuamente 
Ringo: nunca nos volveremos a enfadar? 
(Tn): nunca 
Me  dio un beso que pudo durar poco o mucho, no lo sé, solo pensaba en las  mariposas que volaban en mi estómago, en lo mucho que amaba a Ringo y en  lo feliz que era, todo había sido un malentendido. Nos separamos y nos miramos a los ojos. 
Ringo: te amo - dijo mientras recorría mi cara con su mano 
(Tn): yo también te amo 
Hablamos un poco sobre el tiempo que habíamos estado separados. Me contó sobre los conciertos, yo le expliqué lo que había visto en Nueva York. Después de media hora hablando  nos quedamos callados. No era un silencio incómodo, éramos Ringo y yo diciéndonos todo lo que queríamos decirnos, explicando cuanto nos amábamos. Me apoyé en su pecho y suspiré. 
Ringo: que pasa hermosa? 
(Tn): es que no me creo lo nuestro, es tan.... increíble! somos tan diferentes pero nos amamos 
Ringo: claro que sí, eres la chica perfecta y yo soy un tipo cualquiera que forma parte de la banda... 
(Tn): más famosa del planeta  :) 
Ringo: puede ser jaja, pero te amo igual, eres la mejor :D 
(Tn): gracias, yo también te amo, eres perfecto :) 
Seguimos un rato hablando, yo apoyada en su pecho y el acariciándome el pelo. Después  pedimos la cena, una pizza mediana. Nos la trajeron. La comimos en el suelo viendo la televisión. 
(Tn): y los chicos donde están? 
Ringo: en Liverpool, pero van a venir mañana o así, con las chicas, les apetecía ver Nueva York 
(Tn): que bien!  
Ringo: sí, pero tenemos de momento tiempo para nosotros 
(Tn): sí 

*Narra Ringo* 
(Tn) me había perdonado, volvíamos a estar juntos. Terminamos de cenar y me preguntó por los chicos. 
Ringo: en Liverpool, pero van a venir mañana o así, con las chicas, les apetecía ver Nueva York 
(Tn): que bien! 
Ringo: sí, pero tenemos tiempo para nosotros 
(Tn): sí 
Tenía una especie de plan, en realidad lo había pensado sobre la marcha, pero sabía que este era el momento perfecto, estábamos los dos juntos, solos y nos amábamos. 
Ringo: cariño... 
(Tn): sí? 
Ringo: tienes ahí el collar que te regalé por Navidad? 
(Tn): em... sí, lo tengo en el bolso 
Ringo: lo puedes traer? 
(Tn): claro... 
Se levantó y fue a por el collar. Busqué en mi bolsillo la llave que habría el pequeño collar. (Tn) volvió y se sentó a mi lado. 
(Tn): aquí está, que pasa? 
Ringo: me lo das por favor? 
(Tn): claro 
Me tendió el collar y yo lo cogí despacio entre mis manos. Metí la llave en la cerradura y la giré lentamente. 
(Tn) estaba sentada en el sofá y yo me arrodillé delante de ella mientras se abría el collar. 
Ringo: (Tn y apellido), estos meses que hemos estado juntos han sido los mejores de mi vida, me has hecho uno de os hombres más felices del mundo, hemos pasado buenos momentos  juntos, otros malos. Yo te amo más que a mi vida, eres la mujer perfecta que jamás hubiera soñado encontrar. ¿Querrías hacerme el hombre más feliz del mundo, más incluso de lo que lo soy ahora si es posible casándote conmigo? - dije eso último mientras le mostraba el precioso anillo que había comprado para ella.


 Espero que os haya gustado el capítulo :D  Saludos, siento no haber publicado, el colegio -.-

domingo, 15 de enero de 2012

Capítulo 2

John: NUEVA YORK!? eso está muy lejos... pobre... mataré a Ringo  
Cande: tranquilo, ya sufrirá el solo cuando lo sepa  
John: cuando se lo vas a decir?  
Cande: dentro de dos días o así, de momento está bien que piense que está enferma y no la pueda ver  
John: sabes que cuando se entere va a salir directo a Nueva York no?  
Cande: sí... pobre (tn)... 
*Narración normal* 
Ya  llevaba allí dos días, todo era muy bonito y el ruído de la ciudad me  mantenía alejada de todos mis problemas. Echaba mucho de menos a Ringo,  un día dormí con su camisa; imaginé que no había pasado nada y que  estábamos los dos juntos en mi habitación viendo una película. 
Había  visto muchos lugares en Nueva York y todos me habían encantado. Aún  tenía bastante dinero, llevaba ahorrando tiempo para ir de vacaciones, y  en algún momento pensé que iría con Ringo, pero estas eran mis  vacaciones: sola, triste y decepcionada. 

*Narra Ringo* 
(Tn)  ya llevaba varios días enferma y tenía muchas ganas de verla, pero  Candela no me dejaba entrar, estaba un poco rara conmigo. 
Un  día decidí que vería a (tn) como fuese, aunque tuviese que colarme por  la ventana. Salí de casa y fui a por unas flores para llevarle, seguro  que le levantaban un poco el ánimo. Me puse en camino a su casa y al  llegar llamé al timbre. Me abrió María. 
María: Hola Ringo, que necesitabas? 
Ringo: quiero ver a (tn) - dije convencido 
María: aún está enferma, le daré esas flores por ti 
Ringo: no, quiero verla yo, aunque me contagie, la echo mucho de menos  
María: lo siento pero no puedo dejarte pasar, órdenes del médico y de ella 
Ringo: me importa un bledo el médico ese! quiero verla y ya está! es mi novia!!  
María  intentó detenerme pero yo aparté su brazo y subí corriendo hacia la  habitación de (tn). Al llegar abrí la puerta suavemente por si estaba  dormida, pero lo que me encontré dentro me dejó totalmente  desconcertado: no había nadie en la habitación, estaba completamente  vacía, y es más, parecía que nadie había dormido allí desde hacía  tiempo. 
Detrás de mi oí unos pasos y me giré, eran María y Candela. 
Ringo: donde está (tn)? - dije preocupado y a la vez desconcertado 
Candela: Ringo... 
Ringo: nada de Ringo, he hecho una pregunta, donde está? En el hospital? 
María: no... 
Ringo: y luego? 
Candela: es una historia larga de contar 
Ringo: tengo tiempo 
Bajamos  al salón y me lo contaron todo. Desde el primer momento supe que algo  iba mal, pero no creí que fuera tan mal. Me había visto con Kelly, se  había ido a Nueva York, seguramente me odiaría... Dios, porque siempre  me pasaba eso a mí??! Yo la amaba pero por un malentendido ella creía  que le ponía los cuernos. Me odié a mi mismo y al mundo. Miré las flores  que tenía en mi mano y me levanté, tenía que irme a Nueva York lo antes  posible... 
Me  dirigí directo a nuestra casa. Abrí la puerta bruscamente y subí a mi  habitación, ya tenía algo de ropa metida en la maleta cuando Paul abrió  la puerta. 
Paul: Ringo, Bria... que haces? 
Ringo: hacer la maleta, me voy a Nueva York 
Paul: porque?! 
Ringo: porque tengo que solucionar un problema!! 
George: que pasa aquí!? Porque gritais? Ringo porque haces la maleta? A donde vas? 
Ringo: a Nueva York 
John: chicos no griteis, Brian intenta explicarme algo, bueno.. no le estoy atendiendo así que me uno 
Brian: LENNON!!
John: Brian estoy viendo como el pequeño Ritchie hace una maleta, no interrumpas, es muy entretenido
Brian subió y se paró en la puerta.
Brian: Ringo, que haces?
Ringo: por última vez: HAGO LA MALETA PARA IRME A NUEVA YORK!
Brian: a Nueva York!? porque?
Seguí haciendo mi maleta sin responder, no tenía ganas de contarles lo que había pasado.
Brian: Ringo, no te puedes ir ahora a Nueva York
Ringo: porque!? porque me lo digas tu!?
John: se nos está volviendo rebelde, uuuuu
George: uuuuuuuuuu
Paul: uuuuuuuuuuuuu
Ringo: PARAD!
Brian: Ringo, tenemos unos conciertos por Inglaterra, estos días, y obviamente tú tienes que estar
Ringo: pero tiene que ser ahora? no puedes aplazarlos o algo así? es algo muy importante
Brian: no Ringo, tiene que ser ahora y ya está, ve deshaciendo tú maleta
Ringo: pero...
Brian: no hay más que hablar
Brian se fue y nos dejó solos a los chicos.
Ringo: malditos conciertos, malditas giras y maldito todo - murmuré mientras deshacía la maleta
Los chicos se fueron y me dejaron solo con mis agonías. Necesitaba hablar con (tn) y rápido, a estas alturas seguramente me odiaría más que a cualquier persona del mundo, incluso más que a Carly. Necesitaba decirle la verdad, que lo sentia, y explicarle todo, aunque arruinase la sorpresa...
Pasaron los conciertos que tuvimos que hacer y llegó la hora de los ensallos y los momentos de reunión, Brian quería que sacásemos otro disco, por lo que teníamos que estar varias horas reunidos cada día. Un día mientras estábamos en el estudio grabando.
John: chicos, tengo algunas estrofas para una canción pero no se como sonará, tengo que darle algo más de forma
Paul: deja que te ayude Johnny
Paul se sentó al lado de John y George se puso a afinar su guitarra. Yo me senté en mi batería, cogí las baquetas y me puse a tocar un poco. Era una melodía normal, de una de nuestras canciones, pero en un momento se me fue un poco la mano y toqué mal una parte. Esos días estaba muy distraído, en los conciertos había dado lo máximo de mi, pero ahora que ya no teníamos más conciertos y Brian no me dejaba ir a Nueva York mi mente volaba por todas partes.
Paul: Ringo, ahí te has equivocado
Ringo: lo sé
George: hay que Ringuis se nos equivoca - dijo imitando la voz de (tn)
Paul: Ringuis venga, céntrate, por mí - dijo imitándola también
No lo soporté, era más fuerte que yo, las ganas de llorar y de romper todo. Me levanté les lancé las baquetas y salí corriendo. Me metí en la primera sala que vi, que resultó ser una de grabación y cerré la puerta a mis espaldas. Me apoyé en la pared y me deslicé hacia el suelo. Cuando estuve sentado enterré la cara entre las manos y dejé que las lágrimas que llevaba una semana conteniendo salieran. No sé cuanto tiempo estuve llorando, pero en un momento dado sentí que se abría la puerta y alguien se sentaba a mi lado. Levanté la vista y con mis empapados ojos azules vi a John, apoyando su mano en mi espalda, dándome ánimos.
John: sé lo de (tn), me lo dijo Candela. Siento no habértelo dicho tío, pero esque me lo prohibió, pero estuvo muy mal lo que le hiciste...
Ringo: es-esque yo no hice nada, no sabes la ver-verdad entera... la chi-chica con la que quedé e-era Kelly, mi a-amiga, es-esque quiero pedirle ma-matrimonio a (tn) y no se co-como - dije entre sollozos - por eso fui a ver a Ke-Kelly, para que me a-ayudase
John: Ringo... yo... lo siento, vete a Nueva York, nadie te lo impide ahora, por mucho que diga Brian, podemos tomarnos unas vacaciones, no nos vendrían nada mal, la verdad, hablaré con él, tu ve a casa y haz la maleta
Ringo: y si no me quiere ver?
John: supongo que será lo más probable, pero puedes entrar en su habitación del hotel por la fuerza, llamo a Candela y me entero en cual está, se que si sabe toda la historia me lo dirá, nos vemos en casa en una hora
Salí de allí secándome las lágrimas, pensaba arreglar las cosas con (tn).

Espero que os guste el capítulo, un saludo :D

sábado, 14 de enero de 2012

Segunda temporada - Capítulo 1

Después de varios minutos corriendo sin ver a donde iba llegué,  sorprendentemente, a casa. Busqué las llaves en mi bolso, las cogí y las  metí en la cerradura. Abrí la puerta, me metí dentro de casa y cerré la  puerta de golpe. Subí a mi habitación, por las paredes había fotos de  Ringo y mías, los dos juntos, felices. Cogí la que más cerca tenía, la  miré y recordé todos esos momentos. Cuando salíamos juntos por las  tardes, tomábamos helados en verano, salíamos a cenar o cosas así. La  miré una vez más y la tiré al suelo. Me dolía mucho ver aquellas fotos,  nunca nada volvería a ser igual. Llegué a mi habitación y me senté en el  pequeño sofá que había allí. Me sonó el móvil, miré quien era y vi en  la pantalla del teléfono una foto de una persona sonriente, de ojos  azules y nariz peculiar, la persona a quien amaba, Ringo. No cogí el  teléfono, sino que lo lancé lejos, a la cama. Cama en la que habíamos  dormido alguna vez Ringo y yo, y no solo habíamos dormido... No  soportaba ver todo aquello, que me recordaba a Ringo, tenía que irme un  tiempo de allí, alejarme de todo lo que me recordaba a él.  
Busqué  una maleta, encontré una pequeña que tenía y la puse abierta sobre la  cama. Abrí los cajones de la cómoda y las puertas del armario. Cogí la  ropa que creía necesaria y la metí toda en la maleta. En uno de los  cajones encontré una camisa de Ringo. La sostuve con mucha delicadeza.  La acerqué a mi cara y olí el aroma que tenía, era el olor de la colonia  de Ringo. No soportaba el olor, me traía muchos recuerdos, pero no  quería tirarla, me importaba demasiado. La metí en la maleta.  
Fui  al baño y metí mis objetos de aseo en un neceser. Lo metí en la maleta,  la cerré, cogí un abrigo, escribí una nota en la que explicaba todo a  las chicas y me fui. Llevaba conmigo parte de mi dinero. No sabía a  donde ir, pero sabía que tenía que ser lejos. Siempre había querido ir a  Nueva York, por lo que decidí ir allí. Cogí un taxi hacia el aeropuerto  y allí cogí el primer vuelo hacia Nueva York. Durante el vuelo dormí un  rato, soñé con Ringo: estábamos los dos en un parque, juntos, felices.  Pero se acercaba la chica que estaba con él en el banco y le llamaba. Él  se giraba y sonreía al verla. Se alejaba de mi e iba a su encuentro y  me dejaba sola. Yo lloraba pero él no me hacía caso. Me desperté  bruscamente y noté mis mejillas húmedas, había llorado de verdad. Aún  faltaban horas para llegar. Cogí mi ordenador, en el avión había wifi, y  me conecté al messenger. Según entré Candela se puso a hablarme muy  alterada. Me decía: "como que te has ido?" "por que no me llevaste  contigo?" "cuando vuelves?" No sabía que responderle, le podía decir la  verdad, pero me arriesgaba a que se lo contara a John y él a Ringo, pero  ella era mi mejor amiga, y necesitaba contárselo a alguien. Lo  solté todo de vez, le pedí que no le contase nada a John de momento,  que hiciese como si tuviese una enfermedad contagiosa y nadie me pudiese  venir a ver. Hablamos otro rato más, me contó como iban las cosas por  allí y eso, pero después se tuvo que ir, había quedado con John. 
Unos  minutos después me llegó un mensaje, era de él. Cogí el móvil y lo leí,  ponía: "Hola preciosa, siento no haber ido, me encontré con mi hermana y  estuvimos hablando, besos Ringo". Al principio me sentí aliviada, pero  después caí en la cuenta de que la chica con la que estaba no era Natalie, yo conocía a Natalie y no era ella. Me había mentido, ¿cuántas veces más lo habría hecho? Prefería no pensarlo. 
El resto del viaje se pasó lento, pero al fin llegamos a Nueva York. 
Fui a un hotel y cogí habitación para una estancia "indefinida". Subí a mi habitación y dejé las cosas sobre la cama.  Cogí un poco de ropa de abrigo ya que hacía algo de frío, mi cámara y salí del hotel para inspeccionar un poco el lugar. 

*Narra Ringo* 
Me despedí de Kelly, una amiga mía y llamé a (tn). Esa mañana había quedado con ella, pero Kelly solo podía quedar ese día y era de vital importancia lo que teníamos que hablar. Kelly era mi mejor amiga, la conocía desde que era un niño y confiaba mucho en ella; siempre que tenía un problema era a ella a quien acudía. Cogí el móvil y llamé a (tn) pero no me cogió.  
Fui a casa, allí estaban los chicos practicando con sus instrumentos. Yo cogí mis baquetas y me puse a dar golpes rítmicamente en la mesa. 
Ringo: George, no deberías estar con Mary? 
George: salió a dar un paseo, hemos quedado en un rato para dar una vuelta 
John: y yo voy a ir a ver a Candela, si quieres puedes venir y vas a ver a (tn) 
Ringo: sí, tengo que hablar con ella, espera que le voy a mandar un mensaje 
Le mandé un mensaje explicándole lo que había pasado, aunque no le dije que había estado con Kelly, era parte de la sorpresa. 
John y yo salimos de casa. George había salido unos minutos antes y Paul dijo que tenía que quedarse a perfeccionar unas estrofas para una nueva canción.  
Por el camino fuimos hablando y riéndonos. Alguna fan nos reconoció, pero logramos escapar entre gritos. Llegamos a casa de las chicas sanos y salvos. Llamé al timbre y John se colocó el pelo y se alisó un poco la ropa. Candela nos abrió la puerta. 
Cande: amor!! - le da un beso y él pone su brazo en sus hombros 
Ringo: hola Candela, está (tn)? 
La expresión de Candela cambió y supe que algo no iba bien. 
Ringo: pasó algo? 
Candela: ella... está enferma, y es muy contagioso por lo que nadie la puede ir a ver 
Ringo: pobre... pero quiero pasar, me es igual si me contagio 
Candela: dijo que no quería visitas, aunque fueses tú, dice que no quiere que te contagies por su culpa, le diré que has venido 
Cogió a John de la mano y lo metió dentro de casa, después me cerró la puerta en las narices. Me fui de allí un poco decepcionado y preocupado, quería ver a (tn)… 

*Narra Candela* 
Cogí a John de la mano y lo metí corriendo dentro de casa. 
John: que pasa  amor? 
Cande: esque.... (tn) no está enferma... 
John: y porque le has dicho eso a Ringo? 
Cande: es que, (tn), más bien... no está 
John: que? no entiendo nada 
Cande: haber, como explicarlo, (tn) y Ringo habían quedado esta mañana pero él no apareció, ella se fue enfadada de la cafetería donde habían quedado y de camino a casa vio a Ringo y a una chica riendose, y se enfadó y ahora está en Nueva York 
John: NUEVA YORK!? eso está muy lejos... pobre... mataré a Ringo 
Cande: tranquilo, ya sufrirá el solo cuando lo sepa 
John: cuando se lo vas a decir? 
Cande: dentro de dos días o así, de momento está bien que piense que está enferma y no la pueda ver 
John: sabes que cuando se entere va a salir directo a Nueva York no? 
Cande: sí... pobre (tn)...


Saludos, he vuelto, esto del colegio me tiene muy atareada -.-  Un saludo, espero que os guste el primer capitulo de la segunda temporada